Altar de muertos, un tributo para los que se han ido
Publicado por      10/28/2019 12:00:00    0 Comentarios
Altar de muertos, un tributo para los que se han ido

Falta poco para empezar a ver la ciudad poblarse de “muertos”, “calaveritas” y “catrinas”, por eso, te queremos explicar lo que significan los elementos de un altar. ¡O más bien, una guía para que tu altar de muertos reciba a tu abuelito, a tu tía o cualquier ser querido que haya pasado a mejor vida como se debe!

En nuestro anterior post les contamos el origen y la historia de la celebración del Día de Muertos. En esta nueva entrada vamos a explicar cómo es un altar de muertos, su simbolismo a través de los elementos que lo componen y qué significa cada uno de ellos.

¡Al final, si te decides a hacer uno, puedes hacerlo cómo tú quieras, no hay más reglas que hacerlo con amor!

Altar de dos niveles: este representa el cielo y la tierra

Altar de tres niveles: este representa el cielo, la tierra y el inframundo

Altar de siete niveles: este podríamos decir que es el tradicional o el más completo, ya que los siete niveles representan los siete mundos por los que se tenía que pasar para llegar al Mictlán, según la cultura azteca, pero a la llegada de los españoles esta tuvo que ser modificada con una representación más occidental dando significado a los siete pecados capitales.

El primer escalón deberá tener la imagen de algún santo al cual uno sea devoto.

El segundo nivel es destinado a las ánimas del purgatorio, este es importante, ya que por medio de este es que se pide permiso para que el difunto salga del Mictlán para poder encontrarse con sus seres queridos.

En el tercer nivel se coloca la sal, la cual simboliza la purificación del espíritu para los niños del Mictlán.

En el cuarto nivel se pone uno de los elementos fundamentales del altar de muertos y de la celebración de día de muertos, que no es otro que el pan, que se ofrece a las ánimas que pasan por ahí, transitando.

En el quinto nivel se colocan los alimentos y las frutas las cuales disfrutaba más el difunto.

En el sexto nivel se coloca la o las imágenes de las personas fallecidas a las cuales se le dedica el altar.

Y el séptimo nivel se hace una cruz, ya se con semillas o con frutas (tejocote o lima).

¿Qué elementos lleva un altar de muertos?

Todos los altares de muertos deben de contener ciertos elementos y símbolos que inviten a nuestros difuntos a que convivan con nosotros este día.

Imagen del difunto: Esta es la imagen de a quién le dedicamos nuestro altar, esta se coloca de espaldas y frente a ella se coloca un espejo para que el difunto sólo pueda ver el reflejo de sus deudos y estos a su vez, sólo vean únicamente el de su difunto. Y estas pueden ser fotos sueltas o enmarcadas, inclusive retratos dibujados o pintados.

Artículos religiosos: ya que el día de muertos es una mezcla de tradiciones prehispánicas y la influencia española, los elementos religiosos no pueden faltar en el altar de muertos, como puede ser: cruces, crucifijos o Santos (el cual el difunto era devoto).

La cruz: esta se coloca en todos los alteres de muertos y es un símbolo de la evangelización española, la cruz se coloca en la parte superior del altar, a un lado de la imagen del difunto y puede ser de sal o ceniza.

Imagen de las ánimas del purgatorio: esta se coloca para que en caso de que el alma del muerto se encuentra en el purgatorio y se le facilite su salida; esto es para los que han muerto habiendo cometido algún pecado y no se confesó y por tanto debe de expiar sus culpas en el purgatorio.

Copal e incienso: este es un elemento totalmente prehispánico y sirve para limpiar y purificar las energías del lugar y de las quien lo utiliza; el incienso significa el ambiente.

Arco: se coloca en la cúspide del altar y simboliza la entrada al mundo de los muertos y se adorna con limonarias y flor de cempasúchil.

Papel picado: el cual simboliza la alegría y la festividad en el día de muertos y representa de igual manera a uno de los cuatro elementos; el viento.

Velas, veladoras y cirios: todos estos elementos son considerados como la luz que guía en este mundo y son por tradición de color morado y blanco, ya que simboliza el duelo y la pureza, respectivamente; el cirio se coloca en los cuatro puntos cardinales y las veladoras se colocan a modo de sendero.

Agua: el agua tiene muchos significados entre ellos destaca la pureza del alma, el cielo continuo y la regeneración de la vida (por sus estados y que ésta siempre se renueva), además de que sirve para que el alma mitigue su sed por el largo camino recorrido para llegar; de igual manera se pude colocar una toalla y jabón, para el aseo personal de los muertos (esto último puede ser opcional).

Flores: estas se ocupan de ornato tanto en el altar de muertos y en el sepulcro, la flor de cempasúchil por su aroma sirve de guía para las almas, además de que de igual manera simboliza la luz en la oscuridad, ya que antiguamente se decía que por su peculiar color anaranjado y amarillo, guardaba el brillo del sol y de esta manera era una luz interminable, es por ello que de igual manera se coloca junto con las veladoras en el sendero por el que han de pasar.

Calaveras: estas son colocadas por todo el altar, estas pueden ser de azúcar, amaranto, chocolate, barro o yeso, con diversos adornos de colores y estas representan a la muerte presente.

Comida: se preparan y se colocan los platillos los cuales más disfrutada y degustaba el difunto, esto es que a su regreso se encuentre con los alimentos que en vida disfruto tanto.

Pan: este representa la eucaristía y fue agregado por los evangelizadores españoles y este por lo general es en forma de pan de muerto.

Bebidas alcohólicas: se sirve la bebida «el trago» que más le gustaba al difunto, en este caso por lo general se colocan caballitos de tequila, mezcal y/o pulque.

 

Otros elementos que podemos incluir dentro del altar de muertos son:

Objetos varios: aquí por lo general se colocan para los niños que mueren, que se colocan juguetes o su juguete preferido para que juegue, pero en caso de ser un adulto se pude colocar algún objeto que utilizaba en su vida diaria o algún tipo de juego como domino, cartas, cubilete, etcétera.

Perro: este es mucho más arraigado a la época prehispánica en su caso se coloca una estatuilla de un perro Xoloitzcuintle, representando al Dios Xólotl, se dice que este perro ayuda a las almas a cruzar el río Itzcuitlan (primera dimensión para llegar al Mictlán). De igual manera se colocan unos huaraches para que pueda cruzar el alma el río.

Monedas de oro: esta no tiene ninguna representación mesoamericana, ya que la economía de ese entonces se basaba en el trueque, probablemente fue más inducida por los españoles, ya que en el antiguo Egipto se enterraban a sus difuntos con monedas de oro debajo de la lengua, ya que con esto podían pagarle a Caronte para que los pasara en su balsa hacía el inframundo.

Ropa: Así como se colocan artículos de aseo personal, se pone una muda de ropa limpia para que al regresar al inframundo pueda llevar otra ropa puesta, además de que es una manera de mantener una conexión con el difunto.

 

 

 

 

 

 

Deja un comentario

* Nombre:
* E-mail: (No se publicará)
   Sitio web: (URL con http://)http://)
* Comentario